Inicio | Sociedad de Socorro | Clases Dominicales | La verdadera grandeza

La verdadera grandeza

“El esforzarnos constantemente en las cosas pequeñas de la vida diaria lleva a la verdadera grandeza” – Howard W. Hunter

1. La definición que el mundo da a la grandeza a menudo es engañosa y puede provocar comparaciones perjudiciales

  • ¿Por qué en ocasiones nos confundimos en cuanto a lo que es la verdadera grandeza? (véase la sección 1). ¿Por qué la definición que el mundo le da a la grandeza lleva a que algunas personas se sientan frustradas o infelices?
  • La verdadera grandeza - ConexionSUD

2. El esforzarnos constantemente en las cosas pequeñas de la vida diaria lleva a la verdadera grandeza

  • ¿En qué se diferencia la definición del presidente Hunter de la verdadera grandeza de la definición que le da el mundo? (véase la sección 2). ¿De qué manera puede esa definición de la verdadera grandeza ayudarle en su vida? Considere algunas “cosas pequeñas” a las que sería bueno dedicar más tiempo y atención.

La verdadera grandeza - ConexionSUD

  • ¿Cuáles son las cosas que Dios ha ordenado como “la suerte común de todo el género humano”? Hagan una lista en el pizarrón con las respuestas de las hermanas.

3. El profeta José se preocupaba por las cosas pequeñas, por las tareas diarias de dar servicio a los demás y velar por ellos

  • ¿Qué le impresiona de los pequeños actos de servicio que realizó José Smith y que se describen en la sección 3? ¿Cuáles son algunos de los pequeños actos de servicio que han sido una bendición para usted?

“Cuando os halláis al servicio de vuestros semejantes, sólo estáis al servicio de vuestro Dios” (Mosíah 2:17) - Conexión SUD

4. La verdadera grandeza proviene de perseverar en las dificultades de la vida y de prestar servicio en formas que a menudo pasan desapercibidas

  • Repase los ejemplos de la sección 4 de lo que constituye la verdadera grandeza. ¿En qué situaciones ha visto a personas manifestar verdadera grandeza de esas maneras?
  • Escriban pequeñas notas de agradecimiento a una persona que admiren por demostrar la verdadera grandeza.

La verdadera grandeza_Conexion SUD

  • Invite a las hermanas a compartir experiencias que hayan tenido recientemente al servir a los demás (especialmente a miembros de su propia familia). ¿Cómo les afectó ese servicio a ellas? ¿Cómo afectó a los demás?

5. La verdadera grandeza requiere pasos constantes, pequeños y a veces comunes por un largo periodo de tiempo

  • ¿Qué aprendemos de las enseñanzas de la sección 5 en cuanto a la manera de lograr la verdadera grandeza?
  • ¿Qué hábitos diarios tienen que apuntan hacia la grandeza? Piensen en pequeños cambios que pueden realizar en su vida.

6. Las tareas comunes con frecuencia tienen el efecto positivo más grande en las demás personas

  • ¿Cuáles son algunos ejemplos que ha visto en los que “tareas comunes que llevamos a cabo… tienen el efecto positivo más grande en la vida de los demás”? (véase la sección 6).
  • ¿En qué ocasiones se les ha pedido que realicen una tarea difícil o abrumadora? (Después de que los alumnos respondan, tú también podrías compartir un ejemplo.)

  • Explica que en agosto de 1831, el Señor dio a los santos la enorme tarea de obtener dinero para comprar todo el terreno requerido para edificar la ciudad de Sión en el condado de Jackson, Misuri. Los santos sabían que una vez que compraran el terreno, tendrían que trabajar arduamente para edificar la ciudad y el templo en ese lugar. Doctrina y Convenios 64:26–30 contiene el mandato del Señor a dos de Sus siervos: Newel K. Whitney y Sidney Gilbert. Les mandó que usaran su tienda en Kirtland, Ohio, para ayudar a proveer para las necesidades de los santos. Ése es un ejemplo de una forma en que a algunos de los santos se les pidió que sacrificaran y contribuyeran a la edificación de Sión.

    Pide a un alumno que lea Doctrina y Convenios 64:31–33 en voz alta, y a la clase que siga la lectura en silencio y que busque frases que pudieron haber alentado a los santos que procuraban cumplir con la enorme tarea de edificar Sión.

    • ¿Qué frases pudieron haber alentado a los santos? (A medida que los alumnos compartan frases, pregunta en qué forma podrían relacionar esas frases a sí mismos.)

    Una vez que los alumnos hayan terminado de analizar esos versículos, escribe el siguiente principio en la pizarra: Si somos diligentes en hacer el bien, podemos lograr grandes cosas. Comparte tu testimonio de ese principio. Si lo deseas, también comparte una experiencia que te haya ayudado a aprender la veracidad de ese principio.

  • Presentación en video: “Partículas de oro”

    A fin de ayudar a los alumnos a entender el principio de que si somos diligentes en hacer el bien podemos lograr grandes cosas, considere mostrar este video de Mensajes Mormones“Flecks of Gold” (disponible en YouTube). En este video, el élder M. Russell Ballard, del Quórum de los Doce Apóstoles, cuenta un relato que ilustra la importancia de ser paciente y fiel al llevar a cabo la obra del Señor. En ese relato, un joven buscador de oro aprende que es más probable que la riqueza se acumule adquiriendo muchas pequeñas partículas de oro en vez de buscar pepitas grandes. Tal vez desee mostrar este video justo después de que el alumno instructor 1 haya terminado de enseñar.

7. El hacer aquello que Dios ha determinado que es importante llevará a la verdadera grandeza

  • Reflexione en cuanto a las enseñanzas del presidente Hunter de la sección 7. ¿De qué manera el servicio y el sacrificio conducen a la verdadera grandeza? ¿En qué forma el ser “valientes en el testimonio de Jesús” nos ayuda a lograr la verdadera grandeza?

La verdadera grandeza - ConexionSUD

Sobre Conexión SUD

Cumplir con nuestro llamamiento sin descuidar nuestras otras miles de obligaciones es posible! Soy Rocio, mamá, diseñadora y blogger SUD. Bienvenidos a Conexión SUD!

Esto te interesa

La obediencia_ Tan solo vivan los mandamientos - ConexionSUD

La obediencia: Tan solo vivan los mandamientos

Capítulo 12: Enseñanzas del Presidente Gordon B. Hinckley“La senda del Evangelio es sencilla… Humíllense y anden en obediencia”. Gordon B. Hinckley

Un comentario

  1. bella bella la clase!!!!!!! la manera de enseñarme me ayuda mucho a entender mejor todo!!!!!!!!! GRACIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *